Martín Díaz: “Los ingredientes del éxito empresarial son dedicación, constancia, aprendizaje y organización”

-       Cuando decidió fundar algunas startups de modelos de negocio tenía 15 años, ¿cuál es el consejo que desearía que le hubieran dado en sus comienzos? ¿Qué les diría a esos jóvenes que están a punto de finalizar sus estudios y buscan iniciarse como emprendedores?

En ese momento me hubiera gustado recibir cualquier tipo de consejo porque era muy joven, aunque habría agradecido que alguien me hubiese hecho entender que saber vender es más importante que el propio producto. Sin duda, a los jóvenes les aconsejaría que busquen lo que les apasiona, porque, de esa manera, podrán volcar todo su talento y tiempo en esa idea. Generalmente, la gente asocia la idea de emprender a innovar, convirtiéndolo en su meta principal y eso hace que se corran riesgos innecesarios. Para innovar hace falta experiencia y dinero y la mayoría de los emprendedores no tiene ninguna de las dos cosas, así que, antes de ir corriendo a tirar el dinero, es mejor pensar con estrategia y poner el foco en la rentabilidad. Solo después podremos pensar en innovar.  

-       ¿En qué consiste la actitud emprendedora? ¿Cuáles son los ingredientes para crear una empresa exitosa?

Los ingredientes necesarios son cuatro: dedicación, constancia, aprendizaje y organización. Casi todo lo que hacemos a la hora de emprender es desconocido y, de repente, te ves envuelto en un montón de roles simultáneos (producto, ventas, marketing, desarrollo y gestión empresarial). Hay que aprender a gestionar todo eso y entender cuáles de esos roles tienes que delegar primero para que sirva de impulso para tu negocio.

 

-       ¿Cuáles son las mayores dificultades a las que se ha enfrentado? ¿Cómo ha podido superarlas?

Entender que el mercado en el que estaba había cambiado o ya no funcionaba como antes y aprender a pivotar ejecutando a tiempo. La única forma en la que esto se supera es con investigación constante sobre nuevas oportunidades y siendo consciente de que hay que ejecutar cuanto antes (el tiempo es un factor clave). Ser más rápido que los demás muchas veces nos da una ventaja considerable.

-       Si analizáramos la imagen social del emprendedor y su evolución ante la sociedad, ¿qué imagen tienen ahora los ciudadanos del emprendedor? ¿Ha cambiado mucho?

Creo que, a nivel general, ha cambiado desde el punto de vista de que antes lo más seguro era trabajar para alguien. Actualmente y, tras la última crisis financiera, vemos que es prácticamente igual de seguro que emprender un negocio. Por otra parte, los medios también están incidiendo en la idea de que emprender es una opción y eso es algo que antes no se daba y ayuda a extender el espíritu emprendedor.

-       En la actualidad, gran parte del nuevo emprendimiento se desarrolla en internet. ¿Qué tiene internet que hace que una grandísima parte de los emprendedores apuesten por la red a la hora de desarrollar sus negocios?

Internet tiene elementos tan básicos como el hecho de que para empezar solo necesitas un ordenador y una conexión a la red. Es un mercado 100% globalizado desde el momento en el que empiezas; prácticamente no hay fronteras y puedes empezar tu negocio en el mercado que consideres más adecuado aun estando en la otra punta del mundo. Todo esto hace que haya miles de oportunidades, por lo que, con una inversión mínima, la oportunidad de éxito es mayor.

-       ¿Estamos utilizando la tecnología para transformar el negocio o solamente para mejorar los procesos existentes?

Creo que, hasta ahora, principalmente nos enfocamos en mejorar procesos, lo cual es muy importante y, en cierta forma, trasforma nuestro negocio. Ello ha servido como base para que surjan conceptos como Big Data y las empresas que entienden esto son las que realmente están realizando una transformación considerable en su negocio.

Miércoles, 20 Abril, 2016 - 14:15